Cinco consejos para que el “momento condón” no os corte el rollo

En la consulta de sexología de Psicología en Positivo es muy frecuente escuchar comentarios en terapia como “cuando me tengo que poner el preservativo se me baja la erección”, “no me gusta nada sentir el condón, prefiero no usarlo” o “nos corta mucho el rollo el momento en el que me tengo que poner el condón”.

Y es que, vivir el momento de colocar el preservativo como algo negativo o una obligación nada divertida puede ser un riesgo para la salud sexual. Por una parte, el condón es el único método para evitar las temidas Infecciones de Transmisión Sexual, además de evitar los embarazos no deseados.

Por otra parte, si lo utilizamos con esa actitud nada positiva, nuestro deseo y disfrute se verá perjudicado y en ocasiones, puede derivar en dificultades de tipo sexual como la falta de deseo o la disfunción eréctil.Aquí os compartimos 5 tips para que el “momento condón” no rompa el clima erótico y además se convierta en uno de los juegos preferidos de la pareja, algunos inspirados en el libro “Tu sexo es tuyo“:

1. VAYAMOS DE SHOPPING ERÓTICO

Es muy habitual sentir apuro a la hora de comprar preservativos. Es comprensible puesto que la sexualidad es algo muy íntimo. No obstante, el acto de comprar condones es un acto de responsabilidad nada vergonzoso así como puede ser un momento de lo más erótico, ¿por qué no compartirlo? Esta tarea ha estado siempre reservada para el hombre cuando un condón es algo a utilizar en pareja.

Puede ser muy excitante elegir entre la gran variedad de preservativos que existen hoy en día en el mercado. Podemos encontrarlos en la farmacia, parafarmacia, tiendas eróticas o a través de internet.

La acción de elegir juntos el preservativo, hará que la pareja conozca más los gustos y necesidades de cada uno. Además, hablar de ello contribuirá a erotizar el preservativo y a incluirlo como algo habitual dentro de sus relaciones de placer.

ponerse el condón

2. EN LA VARIEDAD ESTÁ EL GUSTO

En el mercado existe una variedad de preservativos cada vez mayor. Éstos varían en tamaños, colores, texturas, materiales… ¡e incluso sabores!

Los hay de fresa, plátano, chocolate, con estrías, sin estrías, de látex, sin látex, fluorescentes, finos, con espermicida… encontrad el que mejor se adapte a vuestras necesidades y probad nuevas posibilidades.

3. ACCESIBILIDAD

Muy importante para no romper el clímax, es que los condones se encuentren en un lugar de fácil accesibilidad y que no haya que hacer una “gymkana” para llegar hasta ellos. ¿O sí? Una gymkana erótica para encontrar el condón puede ser un juego divertido, en el cual los participantes han de pasar por pruebas excitantes antes de que uno de los dos revele al otro donde se encuentra la llave deseada, el preservativo.

Otra buena idea, es tener un lugar exclusivo para guardar los preservativos y demás complementos eróticos (una bonita caja, por ejemplo).

4. PÓNTELO PÓNSELO

El mítico lema de la campaña contra el SIDA tiene mucho que ver con el juego erótico del preservativo, porque ¿acaso el ponerse el preservativo es solo cosa de uno? Existen varios juegos que podemos decidir  pueden seros útiles para que ese momento sea todo un placer.

Cuando él se lo pone, el otro miembro de la pareja puede mordisquear sus orejas, besar sus testículos o acariciar su espalda.

Otra modalidad, es colocarlo los dos juntos. Así, mientras uno agarra la base del pene con firmeza, el otro coloca el condón en el glande del pene (la punta) y lo van desenrollando ambos con una mano puesta sobre la otra, por ejemplo.

También puede resultar muy erótico, que el otro miembro de la pareja coloque el preservativo con la boca. Pero ¿cómo colocar un preservativo con la boca? No es tan difícil: Desenrolla el preservativo con la mano hasta que sientas que esté fijado (más o menos debajo del glande), luego introduce en pene en la boca y desenrolla el preservativo la distancia que puedas. Si todavía hay una parte del pene que queda sin cubrir, acaricia con los labios el tronco del pene mientras bajas con la mano el resto del preservativo hasta su base.

5. SIMULACRO ERÓTICO

Un juego muy divertido, es el de coger un plátano o un pepino y simular con tu pareja cómo le pondrías el preservativo.

Puede hacerse con las manos mientras le miras a los ojos, puede realizarse con la boca e incluso podéis utilizarlo después para vuestros juegos eróticos (una doble penetración, chuparlo mientras hacéis el amor…).

Si quieres profundizar más sobre técnicas sexuales, aqui tienes una buena recopilación de técnicas orientales, muy recomendable.

Aquí os hemos dado algunas ideas para que los condones sean unos aliados de nuestra salud, pero también de nuestro placer. Y tú, ¿tienes algún truco para erotizar el preservativo?

pd.- el 99% de veces en que algo nos preocupa no tomamos acción; ahora,si quieres ir mucho más rápido y preguntar sin compromiso cómo puedes mejorar ya este tema, puedes contactarme personalmente en el +34669787915 o en contacta@antonimartinezpsicologo.com

Psicologia Positiva pàra el Día a Día

¿QUIERES MULTIPLICAR TU CRECIMIENTO PERSONAL CON LA PSICOLOGÍA POSITIVA? 

Apúntate y recibe gratuitamente en tu email mi ebook "Psicología Positiva para el Día a Día" con mi método de 7 pasos.

Antoni Martinez
Psicólogo y psicoterapeuta apasionado por la Psicología Positiva. En Valencia y activo online. Me encanta el proceso de enseñar y aprender en cada taller que imparto y de cada persona que conozco. Conoce mucho más Sobre mi
Antoni Martinez on EmailAntoni Martinez on FacebookAntoni Martinez on InstagramAntoni Martinez on LinkedinAntoni Martinez on Youtube
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.