Antoni Martinez psicologia en positivo

La ley de la atracción… ¿funciona?

antoni-martinez-psicologo-valencia

Consejos prácticos cada semana para pensar y sentir en positivo.

LLévate de regalo el primer capítulo de mi libro Tu vida en positivo.

antoni-martinez-psicologo-valencia
Consejos prácticos cada semana para tener una Autoestima Positiva.

LLévate de regalo el primer capítulo de mi libro Tu vida en positivo.

Desde hace unos años, dentro del ámbito del desarrollo personal, se ha producido un fenómeno a nivel mundial que me ha llamado poderosamente la atención. Se trata de la llamada “ley de la atracción”. Alrededor suyo, se han generado cursos, libros e incluso películas.

Vamos a meternos a fondo para ver que és la ley de la atracción, y si funciona o no.

Artículo ampliado y actualizado en abril de 2021

¿Cómo funciona la ley de la atracción?

La ley de la atracción es una de las llamadas leyes universales. Quizá sea la que más popularidad ha cogido, pero hay varias más.

Según donde leas hay siete o doce. En todo caso las que quiero hacerte llegar son: ley del mentalismo, ley de correspondencia, ley de vibración, ley de polaridad, ley del ritmo, ley de causa y efecto y la ley de la atracción.

La ley de la atracción propone que es la idea de que los pensamientos (conscientes o inconscientes) influyen sobre las vidas de las personas, argumentando que son unidades energéticas que devolverán a la persona una onda similar.

Fíjate que aquí ya hay mucha tela que cortar y mucho que analizar. Empecemos por el tema de pensamientos conscientes o inconscientes. Es decir, aquello que generas según tu propia voluntad, o que forma parte de tus programas automáticos mentales.

La mayoría de sus partidarios asocian a la ley de la atracción con la frase “te conviertes en lo que piensas”, usualmente aplicado al estado mental del ser humano.

Pero no es el pensamiento en sí. Es la vibración que emite ese pensamiento.

Así, la Ley de la Atracción se basa (en parte) en la idea de que el Universo está formado por vibraciones (altas/bajas – positivas/negativas), que son atraídas por vibraciones parecidas.

Vamos a explicarlo de otra forma. Para simplificarlo un poco más, esta Ley es una filosofía metafísica (más que física) que dice que tu poder de pensamiento afecta tu mundo exterior, en formas que van mucho más allá del reino físico.

Cogiendo lo anterior, habrían pensamientos que generaría emociones, sean estas altas o bajas. Las bajas se corresponderían con las emociones negativas, y las altas con las positivas.

Si generas pensamientos / emociones / vibraciones de alegría, por ejemplo (alta) esto resonaría con vibraciones parecidas.

Así, esto significa que los pensamientos que una persona posee  provocan las emociones, las creencias y consecuencias, es decir, los pensamientos son la causa y los sentimientos los efectos. A este proceso se lo describe como “vibraciones armoniosas de la ley de la atracción” , o “tú obtienes las cosas que piensas; tus pensamientos determinan tu experiencia”.

En qué se basa la ley de la atracción

Fíjate en esta frase de Buda: “Lo que piensas, lo serás. Lo que sientas, lo atraerás. Lo que imaginas, lo crearás”.

ley de la atracción

Eres lo que piensas… y vibras

Atendiendo al contenido de la fras anterior, vamos a entender fácilmente que esta ley va a estar conectada con muchas fuentes diferentes.

Desde luego con lo espiritual. Está conectada con movimientos new age. Pero dista de ser algo del s. XXI. Conocimientos parecidos podemos encontrarlos en multitud de culturas diferentes.

Se han escrito numerosos manuales al respecto, publicado webs, producido cursos, todo ello en ocasiones relacionado con el “pensamiento positivo”. Entre otros, aquí figuraría el conocido libro”El secreto”.

Creo que esta ley de la atracción debe ser bien entendida y matizada. Esta utiliza coge conocimientos provenientes de áreas diferentes.

Por ejemplo, de la teoría cognitiva el hecho de que según sabemos el poder crear imágenes mentales que no existían (un fumador que comienza a imaginarse en situaciones donde es no fumador) ayuda y facilita el cambio. Esto está muy trabajado y demoestrado.

De hecho, es lo que crea el cambio. Yo lo he utilizado a lo largo de los último diez años con personas jóvenes, mayores, drogodependientes, con otros compañeros psicólogos y muchos otros perfiles más.

Igualmente de la terapia cognitivo – conductual, donde se propone que los pensamientos causan las emociones y conductas, y no al revés. Muy conectada con ella, también de la Psicología Positiva, como ha sucedido en tantas ocasiones, muchos de sus llamativos hallazgos han sido destinados a un uso.

La Psicología Positiva como bien sabes si eres lector habitual de este blog es una disciplina basada en la ciencia, en la investigación rigurosa y en la supervisión de prácticas profesionales rigurosas.

Donde en mi opinión se haya el mayor punto de conexión es en la neurociencia moderna, y en disciplinas como la hipnosis terapéutica. La ciencia se dice que es el lenguaje moderno que siempre ha existido.

Utilización alternativa (y segura) de la ley de la atracción

Te lanzo una idea si estas interesado en la ley de la atracción. En primer lugar, prescinde si lo deseas del tema de las energías, si ello te causa algún tipo de rechazo. O prescinde de la parte neurocientífica (que es mi favorita).

Utiliza lo que te sirva. Prueba el tiempo suficiente. Y luego repite.

Creo que ya tenemos evidencia tanto en la investigación como en muchas evidencias individuales, aunque para explicar esto bien excedería del contenido de este artículo.

Yo lo he probado extensamente como terapeuta, como psicólogo y como persona que desea y trabaja por conseguir sus sueños y objetivos. Y hay tres pasos fundamentales. Tras ello, te voy a dejar enlaces con contenidos para que puedas seguir profundizando.

1) Define que quieres atraer

La mayor parte de personas no consiguen lo que quieren… porque no saben lo que quieren. Es así de sencillo, y te lo digo de forma así de rotunda.

Pasa un tiempo definiendo que quieres. Haz una lista, una lista que te emocione. Y luego elige una cosa concreta para empezar a trabajar. Es mejor empezar con una.

Tras esta intención clara, escoge la emoción. Si eso ya estuviera aquí, si estuviera sucediendo… ¿qué emoción te generaría? Alegría, esperanza, libertad, éxtasis, relajación…

Asócialas. Y tras ello entra en un estado meditativo.

2) Los pasos del cambio

Reprograma tu mente para entrar en ese estado meditativo. Este paso es fundamental, porque este asociar intención con emoción, sostenido el tiempo suficiente, es lo que te va a permitir acabar atrayendo lo que deseas.

Es decir, si entras en un estado meditativo, al menos 30 minutos al día, durante pongamos dos semanas, vas bien.

3) Mantén alta tu vibración

Esta es la parte más importante de todas. El trabajo no acaba aquí. Es cuando llega el sostenerlo, y esto es en lo que mucha gente falla.

Debes mantenerte en ess estado de alta vibración todo el tiempo que puedas. Aquí las palabras que he utilizado son importantes. todo el tiempo que puedas.

No todo el tiempo, porque esto no lo vas a conseguir. Y además debes tomar tiempo de descanso.

Y si esto no te sale, o te despistas, debes volver a ese estado en cuanto puedas.

Sigue adelante en tu cambio

No tengo la capacidad de afirmar o negar con rotundidad negar que puedan existir, que algún día se descubran de verdad, ni que no investigues más al respecto, pero considero legítimo el

No aceptes humo de autoproclamados gurús o pseudoexpertos.

Coger su parte de cambio personal, de tener pensamientos que antes no tenías, de abrir miras.

Como te decía más arriba, esto se puede conseguir mediante la terapia cognitivo conductual y sus diferentes variantes, como la terapia racional emotiva de Albert Ellis.

Segundo, que al tema de si la ley de la atracción funciona ha de seguir… la ley de la acción. Ponerse en marcha de manera decidida y planificada. Hay muchas herramientas útiles de solución de problemas, de ordenar mejor tus horarios, de eliminar pensamientos irracionales etc… que seguramente sean mucho más eficaces que empezar por una “huída a las estrellas”.

Pon en orden tu casa antes de irte fuera.

Mírate por dentro.

Y, tras ello… atrévete a brillar.

Pero no te saltes los pasos anteriores. Quiero ahora pasarte varios contenidos que te van a hacer mucho más fácil tu labor.

Si te gusta escuchar, aquí va este podcast: Reprograma tu mente.

Si te gusta leer, ahí va este artículo: Como empezar a meditar.

Si te gusta leer en papel, aquí va mi libro: Tu vida en Positivo. En el libro entro a fondo sobre como pensar y sentir en positivo.

Investiga y ponte manos a la obra, basándote en herramientas seguras y eficaces unidas a tu propia experiencia. Y confía, sólo pon tu confianza en personas que por un lado hayan probado con esto a fondo, y que por otro por su trayectoria te generen confianza.

Si lo deseas, estás a golpe de un click para que hablemos.

Antoni

10 Comments

  • Carmen dice:

    Opto por hablar de cogniciones, conductas y emociones y de la interrelación entre estos. Y de autores como Ellis, Beck, Seligman , Bandura, Lineham… y un largo etc de investigadores!! Es decir, como tú, también opto por una “utilización alternativa de la ley de la atracción”.
    ¿No será el poder de la sugestión, el que a veces ronda en ciertas teorías y las hace “eficaces”….?

    • Que grandes autores y que grandes maestros citabas, Carmen. Pues sí, estoy de acuerdo en que en no pocas ocasiones el poder de la sugestión es muy potente, probablemente también con la ley de la atracción.

  • Marbeth dice:

    Buen planteamiento, es cierto que la ley de la atracción se apoya de la teoría cognitiva, la terapia cognitivo – conductual y la Psicología Positiva; pero a ello le suman, como bien indicas, el tema de las energías cósmicas, que podrian existir o no…
    Punset en una entrevista mencionó una frase “is there a life before death” / “hay vida antes de la muerte” . Pienso que da en la clave, pues muchas veces nos preocupamos tanto por lo que hay mas allá, que dejamos de prestar atención a las oportunidades que tenemos ahora de ofrecer algo positivo al mundo.
    Me ha encantado “… que a la ley de la atracción siga la ley de la acción. Ponerse en marcha de manera decidida y planificada”
    Excelente reflexión, saludos

    • Totalmente de acuerdo con lo de Punset. Puede qu eprestando atención a vidas pasadas, futuras etc. dejemos de ocuparnos tanto por lo que pasa aquí y ahora, que es lo que en última instancia nos proporciona bienestar o no. ¡Muy buen aporte!

  • Indudablemente hay una ‘Ley de la atracción’ y la formula es muy sencilla:
    ILUSIÓN+ENFOQUE+ESFUERZO= RESULTADOS VISUALIZADOS.
    El ser humano ante la angustia y autoconciencia de su responsabilidad ante su destino siempre ha trasladado ese desafío, ante la impotencia o desconocimiento de sus potenciales, a unas fuerzas externas, entidades externas o seres superiores. Pero aquellas personas que han llegado a ser felices han confiado en sus talentos y dones naturales, así como en su capacidad de esfuerzo y sufrimiento para superar las dificultades. El resto es falta de valentía y determinación, es decir debilidad de carácter.

    • “Pero aquellas personas que han llegado a ser felices han confiado en sus talentos y dones naturales, así como en su capacidad de esfuerzo y sufrimiento para superar las dificultades.” Que gran aporte Vicente, gracias por entrar y aportar estos grandes pensamientos.

  • Mapes Grupo Pevención dice:

    Excelente artículo Antoni. Me ha encantado la reflexión que haces sobre el pasar a la acción. Considero muy importante que la gente entienda que los cambios no se producen solos y si bien es cierto que nuestra forma de pensar influye enormemente en como nos sentimos, de nosotros va a depender reformular esos pensamientos de forma positiva y tener una actitud ante la vida que sea congruente con esos pensamientos, así como emprender acciones concretas y planificadas que nos encaminen hacia las metas que nos hemos fijado.
    Creo que fué Gandhi el que dijo “Se tú el cambio que quieres ver en el mundo” y creo que resume bastante bien el kit de la cuestión.

    • Coincido contigo compañero, es clave reformular los pensamientos y la actitud ante la vida para conseguir lo que necesitamos. Y sabemos que actualmente tenemos herramientas válidas para ello, como la terapia cognitivo conductual, el coaching, la terapia breve… ¡Así, depende de nosotros y de en ocasiones disponer de una ayuda externa para lograrlo!

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.